Autónomos

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on Reddit0Share on StumbleUpon0Share on Tumblr0Email this to someone

Autónomos

¿Por qué alguien querría darse de alta como autónomo en España? ¿Por qué alguien que empieza un negocio bajo esta figura jurídica estaría interesado en comenzar a pagar más de 250 euros mensuales en tasas? Entiendo que para algunos autónomos descontar esta cifra de su ingreso mensual no represente mayor problema, pero qué ocurre con aquellos que están iniciando un proyecto que generará ganancias a mediano o a largo plazo, o que se plantean la obtención de salarios medianos, cercanos al mínimo.

España es un lugar muy extraño al momento de incentivar a sus emprendedores. El estado aspira generar empleo pero ahoga a aquellos que pueden hacerlo, a través de impuestos ridículamente altos. Carecen de un control de cifras que determine cuánto deberían retener a cada autónomo y más bien crean barreras de entrada con altas tasas genéricas. También es importante recordar cuán difícil es crear una empresa en España.

¿Se pretende entonces subir los impuestos para generar más trabajo? Se trata de un planteamiento totalmente incongruente y fracasado.

Es interesante estudiar cómo lidian otros países cercanos con respecto al tema. El Reino Unido y Francia poseen un sistema mucho más coherente. En el caso inglés un autónomo paga entre 12 y 50 euros al mes al iniciar actividades. En el caso francés se exoneran los pagos durante el primer año, es a partir del segundo que comienzan las retenciones. En ambas naciones existe una política de estudiar la relación ganancia-impuesto. El gobierno español debería tomar nota.

Un caso medianamente similar al de España, es el de Alemania, donde como autónomo se paga en Seguridad Social alrededor de 140 euros. Sin embargo, se exime de esta cifra a aquellos que no generen más de 1700 euros netos al mes. Ahora bien, existe la obligación de tener una prima de seguro de unos 200 euros mensuales.

En España los seguros privados de salud rondan los 49 euros mensuales. Sin embargo, como dijimos antes, la tasa como autónomo para seguridad social oscila los 250 euros. ¿Por qué? ¿Por qué si actualmente se estudian y reforman leyes no se trata este tema tan importante? ¿Por qué si el estado buscar incentivar a la pequeña y mediana empresa no examina esta situación? Al parecer no les cuesta tanto ordenar incrementar retenciones como es el caso del IVA y el IRPF. Mientras tanto el crecimiento de pagos de salarios en negro es rampante.

Podríamos hablar también de la indignación que producen las altas retenciones cuando ocurren casos como este. Pero hay mucho que decir al respecto así que será tema de otro post.

Diego Penzo

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on Reddit0Share on StumbleUpon0Share on Tumblr0Email this to someone

Una Respuesta

  1. Nen de la nit

    Tienes mucha razón en lo que escribes sin embargo, ya en España se están dando los primeros pasos para ayudar a los nuevos emprendedores. Los menores de 30 años al darse alta de autónomos pagan 50 euros durante los primeros 6 meses y luego esa cuota va subiendo escalonadamente hasta alcanzar la cifra total. Por supuesto es apenas una pequeña iniciativa, que sacaron desde la mezquindad, ya que excluye a gran parte de la población (los mayores de 30) que podría empezar un negocio y que tienen la experiencia suficiente para hacerlo, y que además no termina de ser una ayuda verdadera porque todos sabemos que en 6 meses es muy difícil que un negocio empiece a dar dinero para por lo menos pagarse los gastos.

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.